CARTA A JESÚS: ¿490 OCASIONES DE PERDONAR?

“Señor, ¿cuántas veces tengo que perdonar…? Jesús dijo: No te digo hasta siete veces, sino hasta setenta veces siete” (Mateo 18, 21-35).

·

Querido Jesús:

Hoy me gustaría transportarme en el tiempo hasta poder convivir contigo los mismos momentos de tu vida que durante esta Cuaresma nos estás contando a través de tu Evangelio, que no sé como lo haces, pero consigues que se actualice automáticamente como si se tratase de uno de los sofisticados aparatos electrónicos de este siglo, para ofrecernos cada día la última versión y la que realmente se adapta a nuestras necesidades de cada día.

A mi me gustaría ir por allí por Nazaret y encontrarme contigo para poderte hacer algunas preguntas sobre cosas que no termino de entender.

Lo más seguro que te acabase resultando un poco pesado, porque cada vez que estuvieras explicando alguna parábola, allí estaría yo haciéndote una y otra pregunta y tú soportando ahí otra vez al cansino Lázaro. No. No creo, con la paciencia que tuviste con los apóstoles, y lo bien que te caían a ti los Lázaros…

Pero, ¡anda que la pregunta que te hizo Pedro!. ¿que cuántas veces hay que perdonar? Y no te digo nada de tu respuesta: Setenta veces siete. Pedro tenía unas cosas…no lo calculó porque no estaría el hombre para hacer cuentas teniéndote delante, pero con el tiempo y una calculadora yo lo he hecho y ya se que estabas pidiendo que perdonemos ni más ni menos que 490 veces!!.

Y digo yo, Jesús, ¿esto quieres que lo hagamos en una sola vida?? ¿O podemos terminar de perdonar en la otra lo que no nos de tiempo en esta??

Es que me pongo a contar cuántas veces he perdonado, y por lo que llevo hecho en media vida, mucho me tengo yo que poner en lo que me queda para completar las 490 veces.

Ahora que nos hemos puesto en situación, y que estamos los dos aquí pisando suelo galileo, te quiero decir una cosa, de hombre a hombre, ahora que no nos escucha nadie, ¿tu no crees que nuestro Padre no nos está poniendo el listón muy alto?. ¿No crees que esto no hay quien lo cumpla?  Bueno, tú que me vas a decir, si hasta sudando sangre fuiste capaz de ponerlo todo en la punta.

Pero hermano, el caso es que algunas veces no sé como afrontar las situaciones difíciles. Hace unas semanas estaba tratando de averiguar como se hacía eso de amar a nuestros enemigos que tú me habías escrito en uno de los Evangelios de Cuaresma y aún me duele la cabeza de pensar cómo se hacía eso…

Pero oye, es que hoy Dios nos ha mandado a través de tí un recadito que es para tenerlo en cuenta. Me refiero a cuando decías: “… Y encolerizado su señor, le entregó a los verdugos hasta que pagase todo lo que le debía. Esto mismo hará con vosotros mi Padre celestial, si no perdonáis de corazón cada uno a vuestro hermano” Mt 18, 21-35. El caso es que me he leído varias veces la parábola completa pulsando aquí.

Yo me he puesto a pensar, y la verdad es que cada vez que le rezo aquella oración que nos enseñaste y llega ese momento en el que digo lo de perdonar igual que yo lo hago con los que me ofenden, la verdad es que me entra un no se qué.. Ya ves, que esta parte del Padrenuesto, cuando la rezábamos cuando yo era pequeño, se decía de otra forma: perdona nuestras deudas, como nosotros perdonamos a nuestros deudores… No te imaginas, Jesús, con lo que hemos complicado el mundo ahora nosotros, lo bien que nos vendría que nuestro Padre nos perdonara nuestras deudas… porque es que nos hemos endeudado hasta el cuello y ahora resulta que no hay ningún duro por ningún lado: ni bancos, ni personas, ni países….

Para llegar a esta situación lo que pasó es que nos fuimos creyendo que llenando nuestras manos de lo material conseguiríamos ser más felices que con lo que tú estabas predicando. Lo que parecía el maná de nuestro tiempo, que nosotros lo contábamos en la medida que ceros se acumulaban en nuestra cuenta corriente, se escurrió en nuestras manos como el agua quedándose las palmas boca arriba sin nada en ellas.

Lo bueno, es que justo en ese momento de manos vueltas hacia arriba es cuando te das cuenta que elevándolas te descubrimos a ti, ya con el nombre de Cristo, tras resucitar y tumbar todo ese pecado que nosotros amontonamos, y que junto a tu Padre nos hiciste ver que cuando no hay nada, solo con mirar a Dios basta.

Oye, yo cada vez lo veo más claro, cuanto más miro al Padre más creo que tengo, aunque todo lo vea vacío por aquí abajo.

Pero bueno, no te quiero cambiar la conversación. Me tengo que despedir de ti y quiero que sepas que me anoto la tarea que me has mandado: Perdonar 70 veces 7.

Si no te importa, como se trata de una cifra muy alta de perdones, te voy a preguntar si entran alguna de las situaciones que me encuentro cada día. Por ejemplo, ¿cuenta eso de perdonar a mi madre cuando me habla muy alto y yo me enfado enseguida?, o ¿cuenta lo de perdonar a aquel que el otro día se alteró y me dijo aquello que me hirió?, o ¿cuenta lo de perdonar al que se ha saltado el ceda al paso y yo me puse a recriminarle?, o ¿cuenta lo de no molestarte porque esa señora mayor se te ha colado en el turno de la carnicería?…

Dime que cuentan estas pequeñas cosas y te prometo que 490 veces serán pocas para perdonar. Vamos, que soy capaz de perdonar 70 veces 490 a lo largo de esta vida, y si me falta un poco, seguro que tú, Cristo, me dejas terminar en la próxima vida.

Gracias Jesús, por dejarme hablar contigo de hombre a hombre.

Un fuerte abrazo de tu hermano Lázaro Hades.

8 pensamientos en “CARTA A JESÚS: ¿490 OCASIONES DE PERDONAR?”

  1. “Misericordia Dios mio por tu bondad por tu inmensa misericordia borra mi culpa”
    Palabra de consuelo para este día en que la iglesia en su inmensa Sabiduría nos pone en este día.
    Palabra de perdón.
    Tantísimas veces que he sido perdonado, a pesar de mis pecados y os aseguro que muchas veces imperdonable, tantisimas veces perdonados por mis hermanos, amigos, familiares. etc.
    Durezas en las palabra de Jesus?
    Pero todo para que me salve, 70 veces 7 perdonar a projimo?
    como has comentado al dia el demonio nos pone a prueba constantemente para que nos esaltemos con el projimo.
    efectivamente la cifra 490 se queda corta para un pecador como yo.
    entonces tengo que PERDONAR 70 veces 7 al día,
    Porque mi conversion es diaria, es presente, olvidandome de pasado y no pensar en el futuro, ya que el futuro no es mio

  2. Menos mal que TU SEÑOR estás siempre dispuesto a perdonar mis meteduras de pata. Estás en la cruz con los brazos abiertos y me reconforta pensar que con ellos me abrazas cuando voy a tu encuentro. GRACIAS SEÑOR POR TU PERDÓN, que perdone yo también a los que tengo a mi alrededor que seguro que ellos me han perdonado a mi muchas veces cuando me he equivocado y he hecho las cosas mal, y de eso no me acuerdo.
    Gracias a los DOS (Jesús y Lázaro).

  3. Me gustaría firmar esa carta,junto contigo Lázaro 😀

    Solamente le añadiría un PD:

    GRACIAS MI SEÑOR,POR TANTAS VECES DARME TU PERDÓN Y RECONFORTARME CON TUS PALABRAS DE ESPERANZA.

    Dios te bendiga,Lázaro y un cariñoso saludo.

  4. Lázaro,a mi tambien me gustaria estar “allí” , encontrarme con Jesús y preguntarle y mirarle…aunque fuera desde un rinconcillo.Hoy me lo “topo” en el evangelio ,al leer tu comentario y me dice que :”Tengo tarea”: Perdonar..pasar por alto lo me guste menos,con elegancia¡sin exagerar!-las cosas chicas me brindan muchas posibilidades-.Es lo menos que puedo hacer…cuando El y yo sabemos cuanto y cuantas veces,hace la “Vista gorda”con mis meteduras de pata de cada dia.Mil gracias

  5. El caso es que no me canso de pensar en el Perdón…pero el de Verdad, el de Corazón…….y si, creo que con las manos hacia arriba y mirando al Padre me creo que junto a la Gracia siempre puedo perdonar…siempre….hasta en los momentos mas dificiles…….y asi ir saliendo de mis ensimismamientos…..que no me llevan a nada bueno.

  6. Me la llevo para recomendarla en mi blog.
    Ando un poco liado y casi no entro en los blogs. ¡Estas son las mortificaciones no marcadas y que tal vez necesito! Un abrazo

  7. muy acertado hoy el tema del perdón. y cuanto cuesta… dar paso a las cosas y echarlo todo por la espalda al aire.
    pero hay que intentarlo para eso es cuaresma. y El no se cansa de hacerlo por nosotros.
    gracias lazaro

  8. No señores, NO 70 veces 70, no es 70 por 7, no es una multiplicacion, es un calculo matematico mas complicado con exponente, Jesucristo no es ningun bobo. 7 con exponente 70 da un numero gigantesco, que en realidad quiere decir que debemos por nuestro bien perdonar a los demas durante toda nuestra vida.

Deja un comentario